LA PREGUNTA


En la última entrevista realizada a Hawking -en octubre de 2017-, cinco meses antes de su fallecimiento, manifestaba algo que, en mi opinión, ha pasado desapercibido, pero que llamó mi atención, por sus anteriores posiciones ateísticas. En el inicio, se le pregunta qué es lo que más le gustaría conocer. La respuesta es clásica: por qué existe el universo en vez de la nada. Cuestión que Leibniz y después Heidegger se plantearon con la crudeza que les caracteriza.    Seguir leyendo …

Esta entrada fue publicada en Filosofía, Valores y etiquetada . Guarda el enlace permanente.