El mensaje no hablado: comunicación y emociones


José Iribas / hace 4 días .-
Por Amparo Donaire .-

¡Vaya, ya ha llegado el fin de curso! Otro más que se nos va casi sin darnos ni cuenta. Sí,  sí, aunque de forma directa no me dedico a la enseñanza, por esto de estar en aprendizaje permanente tanto personal como profesional, esta convocatoria ha finalizado. El curso ha sido muy intenso y enriquecedor, me ha ofrecido  grandes e interesantes experiencias, aprendizajes, colaboraciones y la posibilidad de conocer a nuevos compañeros con los que compartir este camino. En mi boletín de notas figura la anotación “progresa adecuadamente”; nos esperan otros cursos con nuevos retos y metas por cumplir.   Seguir leyendo …

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Psicología, Valores y etiquetada . Guarda el enlace permanente.